Área de clientes

Sistemas contra robos e intrusión

Control de Acceso


Al ser Sevitas Security una instaladora autorizada por el Ministerio del Interior, podemos instalar tanto los sistemas que anteriormente hemos citado, como control de accesos a determinadas estancias de uso restringido, así como medidas de seguridad en los accesos a recintos.

El control de accesos consiste en controlar la entrada o salida de personas, vehículos y objetos o materiales en relación con unas instalaciones.

El control de accesos surge de la necesidad de proteger las instalaciones mediante la actuación sobre aquellos que pueden originar una amenaza, centrándose en las personas, los vehículos que les trasladan y los objetos que porten o transporten.

Se distinguen varios tipos de control de accesos:

  • Control de Accesos para personas.
  • Control de Accesos para vehículos.
  • Control de Accesos para objetos.

Los objetivos básicos a lograr cuando se establece un sistema de control de accesos son:

  • Identificar las personas, sus vehículos y sus objetos.
  • Fijar claramente los criterios para autorizar o denegar los accesos, impidiéndolo a quienes no estén autorizados.
  • Aplicar los procedimientos de control establecidos: identificación, registro, acreditación, inspección.
  • Determinar las limitaciones de acceso por zonas o áreas.
  • Obtener información fiable de los movimientos generados.

Los posibles componentes, de no obligatoria presencia en los sistemas de control de accesos son:

  • Medios de identificación: humanos, electrónicos y/u ópticos.
  • Medios de anotación o registro: documentos o equipos informáticos.
  • Medios de acreditación: elementos físicos o electrónicos.
  • Medios de inspección: pasivos, humanos, equipos electrónicos o animales.
  • Medios de decisión: humanos o electrónicos.
  • Medios de canalización y control de paso: elementos físicos.

Entre las ventajas de contar con un sistema de control de acceso destacamos:

  • Considerable incremento del nivel de seguridad y protección de las personas, los bienes y la información.
  • Disminución de los actos de robo, hurto, apropiación o utilización indebida, etc.
  • Reducción de los importes de pólizas de seguros.
  • Obtener información fiable del tráfico de personas y vehículos.
  • Posible ahorro en contratación y mantenimiento.
  • Integración con otros sistemas de seguridad implantados.

Control de Accesos para personas

se puede realizar por distintos medios como son: por tarjetas, códigos numéricos, huellas dactilares, reconocimiento facial y de iris.


Control de Accesos para objetos

Arcos detectores de metales

Son equipo cuya finalidad es detectar la presencia de masas metálicas magnéticas y no magnéticas (armas blancas y de fuego, metales preciosos, componentes electrónicos, cables,...) portadas "por" y "sobre" las personas que acceden o abandonan un recinto.

Cada equipo incorpora paneles o columnas, circuitería electrónica, panel de mando, baterías, fotocélulas, unidad de programación o software de idéntico fin,... Características propias de estos equipos son:

  • Localización precisa de los objetos metálicos en las personas.
  • Discriminación de los objetos metálicos personales: llaves, gafas, monedas,hebillas, etc.
  • Calibración de fábrica o programación manual directa o mediante software.
  • Regulación de sensibilidad y diversos parámetros de alarma.
  • Señalización óptica y acústica de las detecciones, con indicación de las zonas y el contorno de los objetos.
  • Inofensivo para personas enfermas y soportes magnéticos.
  • Inmunidad a las interferencias mecánicas o electromagnéticas.
  • Posibilidad de control bidireccional del paso y contador de pasos.
  • Integración de varios equipos instalados en las proximidades, permitiendo, así mismo, la programación a distancia y la conexión en red, tanto local como remota.
  • Integración en puertas y sistemas de esclusa (ocultos o visibles) y supeditando su apertura a la no detección.
  • Diversos modelos (paneles, columnas) para una implantación estética en el entorno.
  • Su aplicación principal se reduce a instalaciones necesitadas de elevado nivel de protección: centros oficiales, aeropuertos, bancos, empresas, cárceles, etc.
Máquinas de Rayos X para detectar el contenido de bolsos y maletas.

El escáner se caracteriza por su utilización para oficinas, despachos y empresas pequeñas o medianas, donde la distribución de correspondencia y pequeña paquetería no representa grandes cantidades.

Empleo en grandes, medianas y pequeñas empresas, centros oficiales y administración pública, oficinas de directivos y partidos políticos, etc.



Control de Acessos para vehículos

la disposición de los medios adecuados para obligar a los vehículos a acceder y circular por los itinerarios específicos, con el objetivo de dirigirlos hacia equipos o personal de control.

En resumidas cunetas como ejemplo representativo citamos los establecimientos u oficinas de las entidades de crédito donde se custodien fondos o valores, los cuales deberán disponer, en la medida que resulte necesaria, un control individualizado de accesos a la oficina o establecimiento, que permita la detección de masas metálicas, bloqueo y anclaje automático de puertas, y disponga de mando a distancia para el desbloqueo del sistema en caso de incendio o catástrofe, o puerta de emergencia complementaria, detectores de presencia o zócalos sensibles en vía de salida cuando se utilice el sistema de doble vía, y blindaje que se determine. Asimismo se instalarán, obligatoriamente, diferentes sistemas para el control de acceso en:

  • Recintos de caja, cámaras acorazadas de efectivo y de cajas de alquiler de bancos, cajas de ahorro y demás entidades de crédito.
  • Sedes de empresas de seguridad y sus delegaciones.
  • Locales de empresas que se constituyan para la actividad de depósito, custodia y tratamiento de monedas y billetes, títulos-valores y objetos valiosos o peligrosos.
  • Depósitos de explosivos.
  • Locales de centrales receptoras de alarmas.

No olvidemos que mediante el control de acceso se impide el paso a las personas y los vehículos que carecen de autorización además de detectar la presencia de objetos sospechosos y mercancías sustraídas.

Los medios materiales y técnicos, aparatos de alarma y dispositivos de seguridad que instalen y utilicen las empresas, están debidamente aprobados con arreglo a las normas que se establezcan, de manera que se garantice su eficacia e impidiendo que los sistemas de seguridad instalados causen daños o molestias a terceros.

El método habitual consiste en exigir que los productos estén certificados u homologados por una entidad reconocida e independiente; ello implica que los productos son conformes a normas rigurosas, siendo estos requisitos acreditados tras el sometimiento a ensayos que garantizan sus prestaciones y calidad.